• Prevencia

Nestlé y la gestión sostenible del agua


Desde que Nestlé se instalara en Herrera del Duque (Badajoz) hace ya 15 años, con la construcción de la planta embotelladora de Nestlé Aquarel, la compañía lleva a cabo, de manera responsable, la gestión del acuífero Aquarel Las Jaras, ubicado en la Dehesa de las Navas de la misma provincia.


“El agua es un bien preciado y es necesario realizar un uso responsable del mismo. Nestlé está comprometida con la gestión sostenible de los recursos naturales. Por ello, cuida la captación y embotellado de agua para garantizar su sostenibilidad a largo plazo”, manifiesta el director de la planta de Nestlé en Herrera del Duque, Iván Álvarez.


Para llevar a cabo esta gestión responsable, la compañía, a través de su negocio Nestlé Waters, desarrolla su programa ‘Water Stewardship’ centrado en cuidar de forma conjunta, con todos los agentes implicados, los recursos hídricos que se comparten para garantizar su sostenibilidad a largo plazo.


Desde 2007, Nestlé monitoriza en tiempo real la captación de los recursos naturales, con el objetivo de asegurarse la extracción de agua de manera eficiente, sabiendo en cada momento el nivel del acuífero y evitando las posibles pérdidas durante el proceso de extracción y envasado del mismo.


Al año, la compañía extrae del acuífero menos del 10% del agua con que se recarga, anualmente y de forma natural, a través del agua de la lluvia. Además, de forma periódica científicos independientes realizan estudios regulares para actualizar el modelo hidrogeológico del acuífero y asegurar una gestión sostenible del agua.


Certificación

Dentro de su compromiso con la gestión responsable del agua, Nestlé espera certificar su planta embotelladora de Herrera del Duque con el estándar de la Alliance for Water Stewardship (AWS) el año que viene, un estándar mundial que promueve el uso responsable del agua que beneficia a las comunidades locales de forma social y económica, al tiempo que garantiza la sostenibilidad ambiental de las cuencas hidrográficas.


En la última década, la planta de Nestlé en Herrera del Duque ha reducido en más de un 44% el uso de agua por tonelada producida mientras que las emisiones de dióxido de carbono se han disminuido en más de un 94% por tonelada producida.


Asimismo, toda la energía eléctrica que se compra en este centro de producción desde 2014 proviene de fuentes renovables. Igualmente, en este mismo año, esta planta de Nestlé se convirtió en ‘cero residuos a vertedero’, al minimizar la gestión de los residuos y fomentar su reutilización, reciclaje o valorización.


Fuente: america-retail

Suscribete por  € 0.50 Euros a la Semana. La oferta termina pronto

E: contacto@prevencia.net 

© 2020 Revista PREVENCIA. All Rights Reserved