• Prevencia

Más de la mitad de los bomberos de Nueva York rechazan la vacuna del virus PCCh


Más de la mitad de los bomberos de la ciudad de Nueva York dicen que no se pondrán la vacuna del COVID-19, también llamado virus PCCh (Partido Comunista chino).


Una encuesta interna, en la que participaron más de 2.000 bomberos, es decir alrededor del 25% de los aproximadamente 8.200 miembros del Departamento de Bomberos de la ciudad de Nueva York (FDNY, por sus siglas en inglés), arrojó que casi el 55% de los encuestados no recibirían una vacuna del virus PCCh si se las ofrecieran.


A la pregunta de: “¿Recibirá la vacuna COVID-19 de Pfizer cuando el Departamento la ponga a disposición?”, más de 1.100 bomberos, o sea, el 54,7%, dijeron que “no” recibirían la vacuna, mientras que 929 personas, o sea el 45,3%, dijeron que “sí”.


Los resultados de la encuesta, la cual cerró el 5 de diciembre, fueron informados a CNN por el presidente de la Asociación de Bomberos Uniformados, Andrew Ansbro.


Los ensayos de la vacuna de Pfizer han generado cada vez más preocupación en un vasto sector poblacional acerca de los posibles efectos adversos que podría generar.


De hecho, cuatro voluntarios experimentaron una parálisis facial durante el ensayo de la vacuna según confirmó la Administración de Medicamentos y Alimentos de EE. UU. (FDA, por sus siglas en inglés) en documentos informativos sobre los resultados de las pruebas.


La parálisis facial periférica idiopática, o parálisis de Bell, es un síndrome que causa debilidad de la musculatura de la cara por la afectación del nervio facial. Si bien aún no se pudo establecer la causa de estas parálisis, se sabe que los casos ocurrieron a 3, 9, 37 y 48 días después de la vacunación.


Por precaución, la FDA ha recomendado realizar una “vigilancia de los casos de parálisis de Bell al emplear la vacuna en poblaciones más numerosas”.


Varios participantes también han experimentado dolores o fiebre durante los ensayos de la vacuna de la farmacéutica estadounidense.


Asimismo, la FDA ha informado que seis personas murieron durante el ensayo de la vacuna, aunque aclaró que ninguna de esas muertes se ha relacionado con el antídoto.


El pasado mes de noviembre, Pfizer anunció que los resultados de la fase 3 de los ensayos clínicos de su vacuna contra el virus PCCh, desarrollada conjuntamente con su socio alemán BioNTech, mostraron una efectividad del 95 % y proporciona inmunidad a personas mayores.


El presidente Donald Trump ya había adelantado en octubre que las vacunas contra el virus PCCh no serán obligatorias en Estados Unidos.


El mandatario explicó que las vacunas no deberían ser impuestas al público porque “la gente se siente firme” sobre el tema.


“No creo que alguna vez haga una vacuna obligatoria”, dijo.


Miguel Díaz – BLes.com

10 vistas0 comentarios

Suscribete por  € 0.50 Euros a la Semana. La oferta termina pronto

E: contacto@prevencia.net 

© 2020 Revista PREVENCIA. All Rights Reserved