• Prevencia

La farsa de la energía “verde”: Alemania perdió más del 50% de trabajos en la industria de energia


Un medio digital dedicado a reportar la “transición de energía”, Clean Energy Wire, reportó que la industria de energía renovable en Alemania sufrió una pérdida catastrófica de más del 50% en trabajos en los últimos diez años.


El reporte divide la pérdida de trabajos en tres sectores principales:


  • La producción e instalación de energías renovables: cayó de 300.000 puestos de trabajo en 2011 a 150.000 en 2018.

  • La producción e instalación de paneles solares fotovoltaicos cayó de un récord de 133.000 puestos en 2011 a menos de 28.000 siete años después.

  • En la industria eólica, el número de puestos de trabajo cayó desde su récord de aproximadamente 108.000 en 2016 a menos de 70.000 apenas dos años después.


Según el reporte: “La caída del empleo se debe sobre todo al colapso de la industria de la energía solar en Alemania durante la última década, ya que muchas empresas se vieron obligadas a abandonar el negocio gracias a que los competidores más baratos de China acapararon la mayor parte del mercado”.


China, el único miembro de la comunidad internacional que no tiene que firmar el Acuerdo de París a pesar de ser el país que más dióxido de carbono emite a la atmósfera (que no es el que causa el aumento de la temperatura), es el gran ganador del fanatismo del cambio climático.


Un futuro gris para Estados Unidos


Este reporte sobre la industria de energías renovables es un palo de advertencia para los estadounidenses que bajo la administración de Joe Biden, también se dirigen al mismo destino fatal.


Durante el segundo debate presidencial, Joe Biden prometió a los americanos “una transición” de los combustibles fósiles a energías renovables, una idea de los líderes globalistas que solo han dañado las economías y dejado sin empleo a millones.


A poco de asumir como presidente, Biden canceló el oleoducto XL de Keystone, un proyecto para transportar gas y petróleo entre Canadá y Estados Unidos, con lo que destruyó al menos 11.000 puestos de trabajo en un tiempo récord.


La premisa de Biden era que su “ambición verde”, que se estima costará 2 billones de dólares, no iba a destruir puestos de trabajo, sino que crearía nuevos trabajos con la nueva modalidad.


Pero aparentemente la administración demócrata no tiene respuestas en cuanto a lo específico de cómo ocurrirá esta transición.


Este lunes pasado, un reportero de Fox News, Peter Doocy, preguntó a la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, cuándo llegarán esos trabajos “verdes” a la gente que se quedó sin trabajo por la cancelación del oleoducto.


¿Cuándo va a permitir el gobierno de Biden que los miles de trabajadores de la industria de los combustibles fósiles, ya sean trabajadores de oleoductos o de la construcción que están sin trabajo o que pronto lo estarán por culpa de la OE (orden ejecutiva) de Biden, sepan cuándo y dónde pueden ir a buscar sus empleos verdes?” dijo Doocy.


“Bueno, ciertamente me gustaría que presentaras tus datos de todos los miles y miles de personas que no obtendrán empleos verdes”, dijo Psaki. “Tal vez la próxima vez que estés aquí puedas presentar eso”.


A lo que el reportero volvió a contestar: “Pero tú dijiste que iban a tener empleos verdes, así que sólo pregunto cuándo ocurrirá eso”.


Psaki dijo que el presidente “habló de sus planes de presentar también un plan de empleo en las semanas o meses siguientes. Tiene todos los planes para hacer exactamente eso”.


No obstante, el no haber podido contestar directamente cómo hará Biden para generar fuentes de trabajo mientras destruye otras, ciertamente genera mucha preocupación.


Además Biden reactivó los programas de visados para que las grandes corporaciones contraten mano de obra extranjera con sueldos más bajos que los de los estadounidenses, aun cuando millones están tratando de sobreponerse a los efectos del cierre de la economía bajo la pandemia.


Nada indica que estas proyecciones de la administración Biden vayan a beneficiar a los americanos, de hecho, hasta ahora solo han perjudicado al país.


Fuente

Álvaro Colombres Garmendia – BLes.com

1 vista0 comentarios

Suscribete por  € 0.50 Euros a la Semana. La oferta termina pronto

E: contacto@prevencia.net 

© 2020 Revista PREVENCIA. All Rights Reserved