• Prevencia

Adidas aumentará el uso de poliester reciclado


Adidas se une a compañías como H&M, Everlane, Patagonia, para aumentar hasta un 50% el contenido de poliester recilado.


La semana pasada, la empresa alemana de ropa deportiva Adidas, anunció un compromiso para aumentar hasta 50% el contenido de poliéster reciclado (rPET) en sus prendas antes de fin de año, y usar solo poliéster reciclado en toda su cadena de suministro para 2024.


La compañía se une a empresas como H&M, Patagonia, Everlane y otras empresas de indumentaria que están comenzando a vender prendas hechas con botellas recicladas, una materia prima utilizada para fabricar poliéster reciclado, y anunciar reclamos de sostenibilidad asociados y liderazgo climático, compartió Greenbiz.


A primera vista, este es un prometedor paso adelante, sin embargo ¿realmente es así?

El poliéster es la fibra más utilizada en el mundo, representa aproximadamente la mitad del mercado global de fibra y alrededor del 80% de todos los sintéticos, según el Textile Exchange.


En consecuencia, el intercambio de poliéster a base de petróleo por telas hechas de botellas de plástico recicladas a gran escala podría tener un impacto positivo significativo.


La producción de poliéster reciclado requiere un 59% menos de energía que sus contrapartes vírgenes, manteniendo los mismos estándares de rendimiento, estética y durabilidad.


Y en términos generales, desacoplar la extracción de recursos no renovables de la producción textil es, por supuesto, un pilar central de la circularidad.


No obstante, desentrañar el creciente atractivo del poliéster ofrece una visión útil de la compleja y, a veces, intuitiva red de cadenas de suministro circulares para plásticos. Y a menudo, se pasa por alto la interacción entre el embalaje y los textiles.


Comencemos con la botella.


Una vez recolectados, la mayoría de los plásticos PET se reciclan mecánicamente cortando, lavando, desmenuzando y derritiendo el material que se puede volver a convertir en una botella, o formar una fibra o filamento para hacer camisas, zapatillas de deporte y trajes de baño, o tejer en alfombras, automóviles, interiores u otros textiles.


En términos generales, los fabricantes textiles y de envases compiten por los mismos materiales.


Entonces, ¿por qué no convertir las botellas en botellas? estoy simplificando demasiado un sistema complejo que incluye factores adicionales como tasas de recuperación, contaminación y mezclas de materiales, alternativas de base biológica, políticas y nuevas tecnologías en el horizonte, entre otros.


Pero en su raíz, la creciente demanda de rPET en todas las aplicaciones de la industria junto con el suministro limitado de materiales reciclados significa escasez y competencia.


Bridget Croke, directora general de la firma de inversión de economía circular Closed Loop Partners, explica:


En términos generales, los fabricantes de textiles y de envases compiten por los mismos materiales…
sin embargo, tenemos que tratar los plásticos reciclados como cualquier otro producto básico; está dictado por la oferta, la demanda y la geografía.


Más allá de la economía, comprender el uso más elevado y mejor de rPET no es exactamente sencillo.


Hoy en día, la vida útil de los textiles puede extenderse mediante un uso adicional, generalmente en una calidad inferior o reciclaje, antes de ir a un vertedero o incinerador.


Las botellas de plástico se pueden reciclar de 7 a 10 veces, aunque la vida útil individual de una botella de un solo uso puede ser breve.


Para cumplir con los ambiciosos objetivos de envases reciclados para 2025, las marcas y sus proveedores de envases tendrán que poner su dinero, si van a competir con Adidas y otros fabricantes de ropa.


Alison Shapiro, directora ejecutiva de Closed Loop Partners, dijo:


Para competir, los embotelladores deberán ofrecer órdenes de compra a largo plazo cuyo precio promedio por tonelada (o libra) exceda las compras ofrecidas por las empresas textiles, construir conceptos como precios mínimos y collares de precios en contratos puede ayudar; estos mecanismos tienen el beneficio adicional de construir en un margen mínimo que permite que [las instalaciones de recuperación de materiales realicen mejoras de capital para mejorar el rendimiento y la producción, creando un círculo virtuoso.

En última instancia, la competencia por los plásticos reciclados no es algo malo.


Estas señales de demanda contribuyen al mercado (lento) de crecimiento de materiales reciclados, lo que podría ayudar a aumentar las tasas de recolección de plásticos, otro elemento crítico para cualquier sistema circular.



Fuente: ExpokNews

Suscribete por  € 0.50 Euros a la Semana. La oferta termina pronto

E: contacto@prevencia.net 

© 2020 Revista PREVENCIA. All Rights Reserved