LIDERAZGO EMPRESARIAL

Carlos Barrientos 

Gerente General de Petróleos del Perú – PETROPERÚ S.A

Prevención, Gestión Social y Sostenibilidad

La gestión social y el relacionamiento con las comunidades y poblaciones vecinas a nuestras operaciones son un factor fundamental para la viabilidad de las operaciones de nuestra Empresa

1.    Cuéntenos su experiencia sobre la Gestión Social que PETROPERÚ está desarrollando y por qué este tema ustedes consideran que es importante.

La gestión social y el relacionamiento con las comunidades y poblaciones vecinas a nuestras operaciones son un factor fundamental para la viabilidad de las operaciones de nuestra Empresa. PETROPERÚ es una de los principales contribuyentes del país y es el primer contribuyente del Sector Hidrocarburos. Sin embargo, mucho de este importante aporte no siempre llega en cantidad y oportunidad a las comunidades de nuestro entorno; especialmente, las ubicadas en nuestra Amazonía.

 

Estamos cambiando esta situación al trabajar como ente articulador con otros sectores del Estado para el desarrollo de proyectos productivos y la atención a demandas sociales de pueblos indígenas que aún viven en situación de extrema pobreza.

 

En otras palabras, estamos viabilizando el reforzamiento de la presencia del Estado en zonas de difícil acceso por razones de lejanía geográfica para desarrollar capacidades locales y mejorar la calidad de vida de nuestras comunidades cercanas.

Al mismo tiempo, trabajamos para que las localidades colindantes con nuestras operaciones sientan que nuestra presencia les reditúa beneficios directos a través de iniciativas de mutuo beneficio. En tal sentido, hemos puesto en marcha el Plan de Desbroce y Sistema de Alerta Temprano a lo largo del Oleoducto Norperuano, una infraestructura que transporta el crudo desde la Selva Norte del país hasta la Costa del Pacífico a lo largo de más de mil kilómetros.

 

Gracias a este plan, casi un centenar de comunidades colindantes al ducto son contratadas para labores de desbroce de maleza del derecho de vía adyacente a la tubería y para tareas de vigilancia. Se trata de empleo permanente y sostenible para todos los miembros de las comunidades bajo un sistema rotativo y con cuota de género; e incluye apoyo y asesoramiento para la formalización de empresas comunales y otros beneficios, que pueden incluir la realización de obras locales por el mecanismo de obras por impuestos.

Estas líneas de acción están enmarcadas en nuestro Plan de Gestión Social que abarca una gran cantidad de actividades de apoyo social en ámbitos tales como salud, educación, preservación y cuidado ambiental, proyectos de empleo productivo, infraestructura básica, esparcimiento, entre otros. De todas estas, quisiera destacar algunos proyectos específicos que están generando un importante impacto en las relaciones con nuestras comunidades vecinas.

Tenemos en curso un ambicioso programa denominado “Escuelas de Calidad”, en el cual brindamos capacitación a docentes y escolares en alianza con la Universidad Cayetano Heredia, en matemática y comunicación. Se desarrolla en la Costa Norte y la Selva amazónica del país. 

Igualmente, estamos implementando un proyecto avícola para mejorar sustancialmente la alimentación de 800 familias de comunidades amazónicas y combatir la anemia en la población. Consiste en la entrega de aves de corral y capacitación para su crianza y el mejoramiento genético de las aves. 

De otro lado, hemos iniciado la identificación de insumos para la promoción de productos amazónicos y su próxima comercialización. Este proyecto lo realizamos en alianza con la ONG Despensa Amazónica de Miguel Schiaffino, el destacado chef e investigador de la gastronomía amazónica. 
           
Igualmente, tenemos los talleres de tejido en fibra de chambira y los de fibra de aguaje, gracias a los cuales las comunidades cercanas de Refinería Iquitos de PETROPERÚ mejoran sus ingresos económicos. Además, realizamos talleres de patronaje, corte y confección para decenas de madres de familia de hogares amazónicos. Mediante estas capacitaciones, las mujeres adquieren nuevas destrezas y desarrollan técnicas para elevar el valor sus productos.

Son importantes también el entrenamiento constante a miembros de las comunidades nativas para que apoyen o realicen monitoreos socioambientales; especialmente monitoreos de agua y suelo, como parte de los esfuerzos que se realizan para mantener y preservar el entorno y la biodiversidad.  


2.    ¿Qué se necesita por parte de todos en la organización para que esto funcione (Gestión social)?


Ciertamente, se requiere del compromiso de todos los trabajadores para mantener y mejorar las relaciones con los grupos de interés, buscando reforzar la confianza mutua sobre la base del desarrollo de iniciativas que beneficien –en este caso– a las comunidades y poblaciones vecinas a nuestras operaciones.


PETROPERÚ es una empresa que realizaba toda una línea de apoyo social a las comunidades desde antes que se conocieran y desarrollaran los conceptos referidos a la Responsabilidad Social Empresarial; por lo que ya existe toda una tradición en la empresa de comprensión de la importancia de la Gestión Social y el relacionamiento comunitario. Asimismo, en la Dirección de la compañía estamos priorizando estas acciones, alineados a nuestra estrategia de desarrollo sostenible y las políticas con las que contamos.


En tal sentido, los propios trabajadores muestran interés por conocer qué acciones desarrolla la empresa en las comunidades nativas y otras localidades vecinas a nuestras refinerías y plantas de venta. Es por ello que, por ejemplo, publicamos un boletín impreso bimensual para difundir las principales actividades y proyectos en curso, el que los trabajadores pueden llevar a su casa o compartir con familiares y amigos; entre otras acciones de comunicación interna. 


Todo ello como parte de la política y plan de comunicación de la Compañía.     


3.    En concordancia con los objetivos del desarrollo sostenible y considerando que Petroperú es una empresa estatal, ¿qué actividades consideran que deben ser importantes para que sean sostenibles a lo largo del tiempo?


Considero que son principalmente dos. La primera es que las actividades que se realicen no se limiten a la entrega de bienes tangibles (como medicinas o útiles escolares), sino que se enfoque también en beneficios intangibles; tales como el desarrollo de capacidades y conocimientos que puedan aplicarse a lo largo del tiempo y que contribuyan a la mejora de su calidad de vida. La segunda, complementaria a la anterior, es hacer el seguimiento del avance del conocimiento y beneficios entregados a las comunidades. No basta con capacitarlos y/o entregarles implementos para que desarrollen una determinada actividad. Luego, se debe hacer el acompañamiento y monitoreo de los impactos obtenidos.

 

En algunos casos, habrá que reforzar o hasta corregir aspectos de la actividad para adecuarlas al contexto en el que se desarrolla (sobre todo, cuando se trata de una primera vez). De esta forma se garantiza la sostenibilidad de la actividad, la presencia de la Empresa y la mantención del vínculo con los beneficiarios.


Sin embargo, un aspecto fundamental e importante para garantizar la sostenibilidad es el diseño de estrategias de relacionamiento de mutuo beneficio. Es el caso de nuestro Plan de Desbroce y Sistema de Alerta Temprana, mediante el cual las comunidades pueden obtener un beneficio directo de nuestra presencia; mientras que, a la vez, PETROPERÚ se beneficia de un servicio apropiado, ya que los pobladores de esas remotas zonas de la Amazonía conocen el terreno, están ahí y pueden brindar un servicio que requerimos.


Con este plan, sus beneficios y el conjunto de actividades en curso del Plan de Gestión Social de PETROPERÚ, estamos dando pasos firmes para reforzar nuestras relaciones con nuestros grupos de interés y, especialmente, con las comunidades colindantes con nuestras operaciones. Más aún, son los primeros pasos para –con el tiempo– convertirlos en aliados estratégicos de la Empresa y de una actividad petrolera social y ambientalmente responsable.        
4.    Las relaciones en las comunidades donde operan ¿cómo son actualmente, qué experiencias de mejora están articulando y qué compromisos se espera de parte de todos los stakeholders? 


Son complejas debido a que heredamos las consecuencias de una industria que en el pasado no se desarrollaba preservando el entorno, lo cual ha generado desconfianza; especialmente en las poblaciones colindantes al Oleoducto Norperuano. Sin embargo, nuestras políticas de gestión social y ambiental, así como el relacionamiento comunitario están rindiendo sus frutos, y hoy somos un agente relevante en la movilización de los sectores del Estado hacia la Amazonía para atender las demandas sociales existentes.


Al mismo tiempo, los acuerdos con las comunidades para el Plan de Desbroce han permitido una mejor vigilancia del ducto, afectado en los últimos años por varios atentados. Hoy esa situación ha cambiado y, por ejemplo, en el Tramo I del Oleoducto no se ha presentado ningún atentado desde que empezó a implementarse el Plan de Desbroce, el cual ya se está implementado en casi la totalidad de su trayecto.


Otro aspecto fundamental es el cumplimiento de compromisos establecidos con las comunidades nativas o las poblaciones vecinas a nuestras operaciones. No basta con asegurarse de que se haya dado el primer paso para un determinado compromiso. Hay que hacerle el seguimiento en informar constantemente de los avances a la comunidad, estableciendo un diálogo constante y presencia para superar obstáculos y solucionar problemas que pudieran presentarse. Este es uno de los mayores desafíos que tenemos por delante.        

     
5.    ¿Qué iniciativa Preventiva en Gestión Social y Sostenibilidad usted puede dar a conocer a los clientes a lo largo de estos últimos años?


Un aspecto clave es escuchar a nuestros grupos de interés, conocer sus expectativas y trabajar activamente para encontrar espacios de colaboración que anticipen y desactiven cualquier escenario de conflicto potencial. En tal sentido, es importante que los compromisos que la Empresa asuma sean consensuados no solo con las autoridades comunales sino también que cuenten con la validación de la asamblea comunal.

 
De allí la importancia del acompañamiento, seguimiento y monitoreo; acciones que permitirán rediseñar el proyecto o sustituirlo por otro que resulte de este diálogo y presencia constantes en las comunidades o localidades cercanas a las operaciones de la Empresa.


Estas lecciones aprendidas evidencian también que el relacionamiento con las comunidades vecinas a nuestras operaciones es un proceso de mediano y largo plazo, pero que debe construirse sobre la base de actividades acotadas pero recurrentes; en suma, se necesita diálogo permanente con nuestros distintos grupos de interés. 


En tal sentido –y contestado tu pregunta– la mayor parte de nuestras actividades de gestión social son preventivas, ya que construyen un espacio para la comunicación constante con nuestros stakeholders, en el que podemos identificar fuentes de conflicto y resolver los problemas antes de que surjan o se consoliden. Pero en un sentido proactivo, es decir, en el marco de un Plan de Gestión Social que incluye actividades recurrentes y nuevos proyectos –algunos de los cuales hemos mencionado al comienzo– y todo dentro de una estrategia de largo plazo que denominamos “El camino que queremos”.        


6.    Mensaje Final 


Nuestro Plan de Gestión Social busca promover iniciativas de desarrollo sostenibles en las zonas colindantes con nuestros proyectos y operaciones, estableciendo relaciones sólidas, constructivas y de respeto mutuo con nuestros grupos de interés, atendiendo sus preocupaciones y monitoreando el cumplimiento de nuestros compromisos.


Nuestra Política de Gestión Social se sustenta en los Principios de Ecuador y las Normas de desempeño de la IFC, a fin de mantener los estándares de las buenas prácticas internacionales con el objetivo de reducir el impacto social y ambiental de las operaciones de nuestra Compañía.
 

CARLOS BARRIENTOS GONZALES


Bachiller en Administración de Empresas de la Pontificia Universidad Católica del Perú y Magister en Administración Estratégica de Empresas de la Pontificia Universidad Católica del Perú. Ha participado en el “Programa de Alta Dirección (PAD)” de la Universidad de Piura y en el “CEO Management Program” de la Northwestern University – Kellogg School of Management. Cuenta con más de 20 años de trayectoria profesional en dirección general de empresas nacionales y multinacionales, habiendo ocupado posiciones Jefaturales, Gerenciales y de Director Independiente. Actualmente ocupa el cargo de Gerente General de Petróleos del Perú – PETROPERÚ S.A., desde el 5 de agosto de 2019.

Forme parte del CLUB SELECTO DE PATROCINADORES ó AUSPICIANTES DE LA REVISTA PREVENCIA

© 2017 Revista PREVENCIA.All Rights Reserved